martes, 14 de febrero de 2012

4








                                                                     de Alena Beljakova,






Adolescentes grises.




Cada vez somos menos nuestros, y más del frío. Cada vez más poesía y menos abrigo. Nuestra coherencia va perdiendo sus hilos; el ansia que nos llenó antes, ahora nos deja vacíos.
En mi álbum de miradas, siempre guardaré la tuya hacia los bajos de mi vestido, guardaré las risas histéricas de cómo intentábamos volver a ser críos.
Al lado está archivada nuestra filosofía de tetrabrick, nuestras ideas derrotistas, el "vive rápido, muere joven, y tendrás un cadáver bonito".
Ahora toca crecer, agárrate fuerte, cosamos bien nuestras sombras a las puntas de los pies, no vaya a ser esa la parte que nos dejemos por el camino.

No hay comentarios:

Publicar un comentario